Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Juan Luis Gordo
Miércoles, 19 de abril de 2017

Presupuestos inconsistentes

Guardar en Mis Noticias.
Noticia clasificada en: Blogs Nacional Opinión PSOE

Los Presupuestos Generales del Estado para 2017 presentados por el Gobierno apuestan por la autocomplacencia y el continuismo. No es la primera vez que el ministro de Hacienda hace cábalas y proyecta su imaginación en la ingeniería financiera.

Son unos presupuestos que renuncian a corregir la enorme brecha de desigualdad como consecuencia de la crisis y que no apuestan por sentar las bases de una economía de futuro que nos permita crear empleo de calidad y mejorar la productividad del sistema productivo. Son antisociales y cicateros en inversión. Son unos presupuestos de transición y cuya vigencia, en el mejor de los casos, se extenderá a los seis últimos meses del año.

 

El cuadro macroeconómico que ha servido de base para su elaboración establece un compromiso con los objetivos de estabilidad exigidos por la UE. Sitúa el déficit público en el 3,1 por ciento y el techo de gasto en 5.000 millones menos que en 2016. Las ventajas macroeconómicas que aporta a nuestra economía la zona euro y los efectos negativos de una disolución anticipada de las Cortes fue lo que forzó un apoyo mayoritario directo o indirecto de gran parte de los grupos de oposición. Se dio así una carga de confianza al Gobierno que veremos si se materializa mayoritariamente en la tramitación parlamentaria.

 

Los presupuestos pintan un ajuste del déficit que plantea no pocas dudas. A pesar de que la economía crecerá previsiblemente menos que en 2016, se aumentan los ingresos tributarios con respecto al ejercicio anterior el triple. Un error que repite el Gobierno popular y que ya nos llevó en 2012 al rescate. El Gobierno confía en que se recaude más por IRPF, IVA e Impuesto de Sociedades. Si las cuentas públicas se hubiesen confeccionado sobre base realistas tendría que aplicar nuevos recortes de gasto.

 

Las inversiones previstas para 2017 conllevan un recorte del 21,2 por ciento. A nivel territorial, los proyectos de inversión se reducen a la mínima expresión y se prolongan en el tiempo las inversiones ya iniciadas -es el caso del desdoblamiento de la SG-20 y del Palacio de Justicia en Segovia-. Lo que no impide en el nivel político falsear su contenido y presentar lo que no hay. Así hemos conocido que el presupuesto de inversiones reales en Segovia, según el PP, asciende a 46 millones de euros, cuando las cuentas acreditan 38,2.

 

La inflación sigue por encima de la subida de salarios y de las pensiones -subirán el 0,25 por ciento- por lo que tendrá un efecto contractivo sobre el consumo y el empleo. El gasto social se comprime con respecto al PIB. Baja casi dos puntos. Una vez más se olvida a quien ha hecho posible la recuperación.

 

Son unos presupuestos inconsistentes que falsean las cuentas públicas. Con ellos su promotor busca salir de un escenario político endiablado que pudiera llevar a unas nuevas elecciones de resultado incierto. Difícil lo tiene el Gobierno; pero también la oposición de verdad, la que crea y no destruye.

 


Juan Luis Gordo es diputado del PSOE por Segovia
www.juanluisgordo.es
 
Artículos de opinión relacionados
Juan Luis Gordo
Juan Luis Gordo
Segovia al día | Noticias de Segovia
Segovia al día • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress