Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Pedro Vicente
Lunes, 17 de julio de 2017

El PSOE CyL dota de equipo a su "alternativa decente"

Guardar en Mis Noticias.
Noticia clasificada en: Blogs Opinión PSOE

Es primordial que el PSOE CyL no proyecte la imagen de una organización plagada de divisiones internas y de luchas entre camarillas, sino que aparezca ante la opinión pública como un partido unido y cohesionado”. Así puede leerse literalmente en la ponencia-marco del XIII Congreso Autonómico celebrado el pasado fin de semana en Zamora.

 

Superar la fractura interna que hasta bien reciente ha marcado la vida del PSOE era sin duda el primer objetivo de su reelegido secretario autonómico, Luis Tudanca, en su segundo mandato al frente del partido en la comunidad. Un objetivo que, a diferencia de otras federaciones socialistas que ayer mismo dirimían sus liderazgos a través de primarias, caso de la Comunidad Valenciana, Extremadura, Rioja y Cantabria, en Castilla y León se veía facilitado al no ser objeto de disputa la secretaria autonómica.

 

 

Asegurada por tanto su reelección, el primer reto de Tudanca no era otro que el de propiciar la máxima integración de una militancia que el pasado 21 de mayo se fraccionó entre los tres candidatos que optaban a la secretaria general. La victoria de Pedro Sánchez allanaba el camino de la reelección del secretario autonómico, pero no garantizaba la adhesión del 37 por ciento de los afiliados (seis secretarios provinciales incluidos) que se decantaron a favor de Susana Diaz.

 

El 86,59 por ciento con el que el congreso de Zamora ha refrendado a la nueva Ejecutiva Autonómica indica que Tudanca ha dado un importante paso para recomponer la maltrecha unidad del partido, requisito imprescindible para postularse como alternativa de gobierno en el horizonte, no tan lejano, de la doble cita con las urnas -elecciones autonómicas y municipales- de 2019.

 

A diferencia de la Ejecutiva Federal, de la que Sánchez excluyó por completo a los partidarios de Díaz, Tudanca ha incorporado a la nueva dirección, o ha mantenido en la misma, a destacados militantes que apoyaron a la baronesa andaluza en las primarias por la secretaría general.

 

El elevado grado de renovación que registra la nueva Ejecutiva -solo 11 de sus 43 miembros pertenecían a la anterior- no obedece tanto a un ajuste de cuentas con el susanismo como a los dispares efectos que la convulsión interna vivida en los últimos meses ha producido en el seno de sus nueve organizaciones provinciales. Mientras en algunas provincias, como Valladolid y Burgos, la victoria de Sánchez ha reforzado la posición de las mayorías preexistentes, en otras la derrota de Susana Díaz ha dejado el partido prácticamente descabezado. Ha sido el caso de León, Zamora y Segovia, cuyos secretarios provinciales rehusaron no solo encabezar las respectivas delegaciones al congreso autonómico, sino que se han desentendido por completo del mismo. Un vacío de poder que se ha sumado al que venía arrastrándose en Ávila, donde el PSOE ha llegado hasta aquí con la gestora que se hizo cargo del mismo a comienzos de 2014.

 

Excepción hecha de la hasta ahora presidenta de la Ejecutiva, Soraya Rodriguez, cuya continuidad era por múltiples razones insostenible, la mayor parte de los que han salido de la dirección, o eran sanchistas o no se habían significado especialmente por su fervor susanista. Al tiempo que ha prescindido de la presidencia, Tudanca ha recuperado la vicesecretaria única, que permanecía inédita tras el “gatillazo” ocurrido en la etapa anterior. Y como se había anunciado hace días, la procuradora soriana Virginia Barcones, viceportavoz del grupo socialista en las Cortes y hasta ahora secretaria de Política Municipal, ha pasado a ser la “número dos” en la nueva estructura autonómica del PSOE. Ella y la zamorana Ana Sánchez, que repite en la Secretaria de Organización, son -en realidad ya lo eran- las dos primeras piezas en el engranaje diseñado por Tudanca.

 

A partir de ahí muchas son las novedades en las 25 Secretarias -seis mas que antes- de que consta la Ejecutiva, en la que se deja notar un fuerte componente municipalista, con diversos alcaldes y concejales asumiendo puestos orgánicos de responsabilidad. Además de Ana Sánchez, tan solo repiten en las mismas secretarias la vallisoletana Isabel Gonzalo (Bienestar Social), el salmantino Fernando Vegas (Formación) y el segoviano José Luis Vázquez, cuyo apoyo a Susana Díaz no ha sido obstáculo para mantener la secretaria de Cambio Climático y Sostenibilidad. La berciana Angela Marqués deja la secretaria de Minería para asumir la de Educación y los alcaldes Aitana Hernando (Miranda de Ebro) y José Fernández (Puebla de Sanabría), dejan de ser meros vocales para hacerse cargo de las secretarias de Movimientos Sociales y Municipios de Montaña.

 

La presencia de las distintas familias que coexisten en el PSOE leonés se plasma en seis secretarias. Junto a la citada Angela Marqués, se incorporan el procurador Óscar Alvarez (Innovación, Ciencia y Redes Sociales), el alcalde de Villablino, Mario Rivas (Minería), el alcalde de Villarejo de Órbigo y diputado provincial Joaquín Llamas (Política Municipal), Beatriz García (Memoria Historica) y Vicente Canuria (Participación Ciudadana).

 

El PSOE de Valladolid refuerza su presencia, disponiendo ahora de cuatro secretarías, una de las cuales, la de Cultura, supone el regreso a la Ejecutiva de la antigua portavoz en las Cortes, Ana Redondo, actual mano derecha del alcalde Óscar Puente en el ayuntamiento vallisoletano. El procurador Pedro González Reglero se hace cargo de Desarrollo Económico, Industria y Empleo y Patricia Gómez de la secretaria de Igualdad. Entre los 16 vocales que completan la Ejecutiva figura el alcalde de Tordesillas, José Antonio González Poncela, otro de los que se alinearon en el bando susanista.

 

Tudanca ha recurrido al grupo parlamentario para asignar la secretaria de Sanidad a Mercedes Martín, la procuradora abulense que se ocupa en las Cortes de la materia, haciendo lo propio con el salmantino Juan Luis Cepa, nuevo secretario de Desarrollo Rural, Agricultura y Ganadería.

 

Segovia aporta savia nueva a través del concejal José Bayón, nuevo secretario de Política Institucional; Ávila hace lo propio con el portavoz socialista en Arenas de San Pedro, Óscar Tapias, secretario de Derechos y Libertades; y Judith Villar (Dinamización de Agrupaciones) y Ángel Hernández (Deportes) son las novedades aportadas por el PSOE soriano. Por el contrario, el ex alcalde de Saldaña, Miguel Nozal, es el único palentino al que se le ha asignado una secretaria (Patrimonio Histórico) en la Ejecutiva.

 

Con estos mimbres, y a expensas de lo que deparen los congresos provinciales a celebrar en septiembre, Tudanca afrontará el camino a seguir para defender lo que los socialistas han bautizado “La alternativa decente” en contraposición al proyecto, a su juicio “agotado”, que representa el PP después de 30 años gobernando esta comunidad. Dicho lo cual, el que suscribe, al igual que "El topillo", se toma vacaciones, merecidas o no, hasta el mes de septiembre. 

 

El blog de Pedro Vicente

 

Segovia al día | Noticias de Segovia
Segovia al día • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress